Jueves, 24 de diciembre de 2015

Por Germán Grosso Molina

Hola amigos/as. Esta Navidad nos encuentra esta vez recién iniciado el Año Santo de la Misericordia, convocado por el Papa Francisco, quien nos dice que Es por esto que he anunciado un Jubileo Extraordinario de la Misericordia como tiempo propicio para la Iglesia, para que haga más fuerte y eficaz el testimonio de los creyentes (Bula de convocación del Jubileo Extraordinario de la Misericordia Misericordiae Vultus - MV 3). Es por eso que en esta pequeña y humilde reflexión sobre la Navidad, pretendo unir ambos motivos.

La Navidad es una fiesta sin dudas hermosa. Socialmente nos une como familia, como sociedad. La gente anda feliz, con alegría, transmitiendo esperanza y buenos deseos. Ese fenómeno es fruto del acontecimiento más importante de la historia de la humanidad: el nacimiento del Salvador. Aún los no creyentes se suman a esta ola de buenos deseos, que tiene su origen en esta fiesta de la Iglesia dedicada al nacimiento de Cristo. Nacimiento que no nos debe dejar de sorprender. Estamos tal vez acostumbrados a las imágenes y postales de la Navidad. Pero no debemos dejar de reflexionar sobre el modo en el cual el Hijo de Dios se hizo carne: en el seno virginal de María, esposa de aquel humilde carpintero, José. En un anoche fría de Belén, ciudad del Rey David, en un establo, porque no había lugar para ellos en la posada… Con esa humildad y simpleza, el creador del mundo, se hace niño…

[...]


Leer más...

Tags: Navidad, Misericordia

Por GEGM_81 @ 22:24
Comentarios (0)  | Enviar
Lunes, 31 de agosto de 2015

  • Germán Éduardo Grosso Molina
    • Abogado, egresado de la Universidad Catól [...]

Leer más...

Tags: German Grosso, GGCatequesis

Martes, 25 de agosto de 2015

 

Por Germán Grosso Molina

Seguimos conociendo más aspectos de nuestra devoción a la Divina Misericordia. En este post hablaremos de la “Imagen” de Jesús Misericordioso.

Ésta es uno de los rasgos esenciales de esta devoción. La imagen, tan difundida ya, se vincula con una las visiones que tuvo santa Faustina en sus encuentros con Jesús.

El esbozo de la imagen le fue revelado a Sor Faustina en la visión del 22 de febrero de 1931 en su celda del convento de Plock, en Polonia:

“Al anochecer, estando yo en mi celda – escribe en el Diario – vi al Señor Jesús vestido con una túnica blanca. Tenía una mano levantada para bendecir y con la otra tocaba la túnica sobre el pecho. De la abertura de la túnica en el pecho, salían dos grandes rayos: uno rojo y otro pálido. ( …) Después de un momento, Jesús me dijo: Pinta una imagen según el modelo que ves, y firma: Jesús, en Ti confío (D-47).

Quiero que esta imagen (…) sea bendecida con solemnidad el primer domingo después de la Pascua de Resurrección; ese domingo debe ser la Fiesta de la Misericordia” (D-49).

El contenido de la imagen se relaciona con la liturgia de ese domingo. Ese día se lee el Evangelio según San Juan sobre la aparición de Cristo resucitado en el Cenáculo y la institución del sacramento de la penitencia (Jn 20, 19-29). La imagen presenta al Salvador resucitado que trae la paz a la humanidad por medio del perdón de los pecados, a precio de su Pasión y muerte en la cruz. [...]


Leer más...

Tags: Divina Misericordia, Juan Pablo II, Francisco, GGCatequesis

Jueves, 21 de mayo de 2015

Por Germán Grosso Molina

Seguimos conociendo más aspectos de nuestra devoción a la Divina Misericordia. En este post hablaremos de la práctica de la “hora de la misericordia”.

Como introducción diremos que, como bien todos sabemos, la obra redentora de Cristo tuvo su punto máximo de entrega amorosa, en el momento de la cruz. Estando Jesús clavado en ella, pidió ante el Padre perdón por nosotros y nuestros pecados: Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen (Lc 23, 34). Su amor por nosotros se manifestó plenamente allí en la cruz.

Relatan los evangelios que en la llamada hora nona (las 3 de la tarde), Jesús, dando un fuerte grito dijo: Padre en tus manos encomiendo mi espíritu. Y dicho esto, expiró (cfr. Lc 23, 44-46).

Después de ese momento (la muerte de Cristo), cuentan los evangelios que los soldados le clavaron la lanza en su costado: … uno de los soldados le atravesó el costado con una lanza y al instante salió agua y sangre Seguidamente el evangelista (Juan), se encarga (como no lo hace en otros casos) de aclarar que él realmente fue testigo de lo ocurrido, dándole a ese hecho la importancia que merece (cfr. Jn 19, 32-35) como prueba irrefutable del amor misericordioso de Jesús. [...]


Leer más...

Tags: Divina Misericordia, GGCatequesis, Hora de la Misericordia

Mi?rcoles, 06 de mayo de 2015

Resultado de imagen para padre misericordioso

Compartimos uno de los puntos de Misericordiae Vultus, la BULA DE CONVOCACIÓN DEL JUBILEO EXTRAORDINARIO DE LA MISERICORDIA del Papa Francisco.

Una verdadera "joyita" de esta invitación al vivir el año de la Misericordia, en donde el Papa nos exhorta, tal como lo hizo Jesús, a vivr la misericordia entre nosostros, a perdonar a los que nos ofenden, a aborrecer el odio, el rencor, etc.

No tiene desperdicio.


[...]


Leer más...

Tags: Divina Misericordia, Papa Francisco, Año Santo

Mi?rcoles, 22 de abril de 2015

“La Biblia dice una cosa bella: el hombre encuentra la mujer, ellos se encuentran, y el hombre debe dejar algo para encontrarla plenamente. Y por esto, el hombre dejará a su padre y a su madre para ir con ella. ¡Es bello! Esto significa comenzar un camino. El hombre es todo para la mujer y la mujer es toda para el hombre”. (Papa Francisco, catequesis del 22/04/15)

En el miércoles de la tercera semana de Pascua, en el marco de la serie de catequesis sobre la familia, el Santo Padre centró su reflexión en el hombre y la mujer, esta vez a partir delsegundo capítulo del Génesis:

“Queridos hermanos y hermanas:

En la catequesis de hoy hemos reflexionado sobre el segundo capítulo del Génesis, donde leemos que Dios creó al hombre como culmen de toda la creación. En este relato, el hombre aparece por un momento sin la mujer, libre y señor, pero solo. Dios mismo reconoce que esta realidad no es buena, que es una falta de plenitud y de comunión, y por tanto decide crear a la mujer. El hombre la reconoce inmediatamente como alguien que le es recíproco y que lo complementa, no como un reflejo o una réplica de sí mismo”. [...]


Leer más...

Tags: Francisco, Familia, Matrimonio

BULA DE CONVOCACIÓN
DEL JUBILEO EXTRAORDINARIO
DE LA MISERICORDIA

FRANCISCO
OBISPO DE ROMA
SIERVO DE LOS SIERVOS DE DIOS
A CUANTOS LEAN ESTA CARTA
GRACIA, MISERICORDIA Y PAZ


 

1. Jesucristo es el rostro de la misericordia del Padre. El misterio de la fe cristiana parece encontrar su síntesis en esta palabra. Ella se ha vuelto viva, visible y ha alcanzado su culmen en Jesús de Nazaret. El Padre, « rico en misericordia » (Ef 2,4), después de haber revelado su nombre a Moisés como « Dios compasivo y misericordioso, lento a la ira, y pródigo en amor y fidelidad » (Ex 34,6) no ha cesado de dar a conocer en varios modos y en tantos momentos de la historia su naturaleza divina. En la « plenitud del tiempo » (Gal 4,4), cuando todo estaba dispuesto según su plan de salvación, Él envió a su Hijo nacido de la Virgen María para revelarnos de manera definitiva su amor. Quien lo ve a Él ve al Padre (cfr Jn 14,9). Jesús de Nazaret con su palabra, con sus gestos y con toda su persona[1] revela la misericordia de Dios. [...]


Leer más...

Tags: Misericordiae Vultus, Divina Misericordia, Jubileo, Francisco